regresar
 

La paz no es sólo la ausencia de conflicto y hostilidades. La verdadera paz involucra una serie de procesos dinámicos y participativos en los que se solucionen las diferencias bajo el entendimiento y la cooperación mutuos

La apuesta por un cultura de paz

Alcanzar un desarrollo sostenible es impensable sin condiciones que garanticen una paz duradera. Los conflictos violentos atentan contra los pilares del desarrollo y privan a las personas de oportunidades de empleo, acceso a la educación, buenas condiciones de vida e igualdad social.

La paz no es sólo la ausencia de conflicto y hostilidades. La verdadera paz involucra una serie de procesos dinámicos y participativos en los que se solucionen las diferencias bajo el entendimiento y la cooperación mutuos. De ahí la importante tarea de fomentar el diálogo, entendido como la comprensión y el respeto hacia los demás, sin importar sexo, idioma, religión, opinión política u origen étnico.

Bajo estos principios, Naciones Unidas busca promover la paz en lugares en donde los conflictos violentos han traído serias consecuencias a nivel económico, social y cultural, como es el caso del estado de Chiapas y particularmente de las poblaciones indígenas desplazadas.

El primero de enero de 1994, México recibió la noticia de un levantamiento armado en el estado de Chiapas, declarado por el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN). A partir de esa fecha, distintas zonas del estado se convirtieron en escenario de luchas constantes entre miembros del EZLN y el Ejército Mexicano, y también entre la propia población civil, provocando entre otras cosas el desplazamiento forzado de población de las comunidades, en su mayoría indígenas, mismas que tuvieron que huir de la violencia, abandonando su vivienda, su tierra y espacio de trabajo y todo tipo de bienes*.

En 2003 el informe Deng**, expuso la situación precaria de la población desplazada del estado de Chiapas, haciendo hincapié en la falta de reconocimiento y atención al fenómeno y en la inexistencia de acuerdos de paz efectivos, lo cual alejaba a las comunidades afectadas de ver resarcidos los daños provocados por el desplazamiento.

_________________________________________

*Para mayor información sobre las condiciones de los desplazamientos forzados causados por el conflicto de 1994 consultar:"Estudio sobre los desplazados por el conflicto armado en México"
**Redactado por Francis Deng, Representante del Secretario General de las Naciones Unidas para los Desplazados Internos.